La bolsita del amor:

un proyecto de Boris y mamá @la_melcha 

 

Manos a la obra! 

 

Cómo todes sabemos la cuarentena nos marcó de por vida cambiando costumbres y modos de celebrar, por estas razones el día del niñe será distinto. Como madre me digo a mí misma ¡qué año difícil para elles! Su realidad también fue modificada completamente y se les pidió por prevención apartarse de las plazas, de sus amigues de la escuela, de sus afectos (familia, abuelos/abuelas) etc. Y que decir de aquellos que viven fuera del privilegio, familias que logran sobrevivir en estos momentos con mayores dificultades, cómo podemos brindar alegría a quienes necesitan una mano.

Ahí fue cuando nos preguntamos: cómo será el día de les niñes en esta cuarentena? le comentaba a Boris que había niñes que quizás por esta situación de aislamiento no iban a recibir regalos, y su respuesta fue hagamos algo! ayudemos!.

Y así se nos ocurrieron las bolsitas del Amor, con sorpresas para regalar a esos niñes que necesiten un poco de alegría en su día.

Inmediatamente nos pusimos en campaña, primero nos comunicamos con nuestra amiga Marcela que es maestra en un proyecto educativo que trabaja con niñes en situación de calle y le contamos lo que queríamos hacer, ella nos ayudó a pensar cómo podíamos llevar a cabo el proyecto. Como somos una familia que trabaja con las manos nos pusimos a diseñar unos barbijos, y con el KIT de serigrafia @lalaserigrafia (muy recomendable por cierto) estampamos la tela que trajimos de volatil. Los barbijos iban tomando color y forma pero ¿y con que van a jugar? decía Boris, contactamos a Ludmila que hace unos muñecos de tela hermosos @juguemosjuanito y le mandamos más tela de @volatil_indumentaria y le encargamos muñecos para distintas edades y para adultes nos pusimos en campaña para conseguir unas bellas libretas artesanales y es así como la conocimos a Mica y su proyecto @todaslashojasss.  

Cómo verán hicimos todo este recorrido junto con el más genio de todos, Boris que me ayudó en todos los detalles.

Cuando finalizamos le pregunté cómo se iba a llamar este proyecto y el me contesto AMOR.

Y nació La bolsita del amor, con caramelos, barbijos, los muñecos y las libretas.